Amedeo Modigliani: Hanka Zborowska

Es uno de los primeros retratos que hizo Modigliani a Hanka Zborowska, la mujer de Léopold Zborowski, que en 1916 se convirtió en el marchante oficial del pintor.

Jeanne Modigliani describe a la mujer como una figura de cara pálida perfectamente ovalada, ojillos negros cerca de la base de la nariz, cuello sinuoso» (1958), justo como aparece retratada en el cuadro.

Los rasgos faciales esenciales de Hanka aparece destilados por el pintor en pocos elementos descriptivos, introducidos en las formas puras y sintéticas en las que se traduce la cabeza, el cuello y el busto de la mujer, que tiene detrás una pared y, a la derecha, una puerta en la cual está escrito su nombre en italiano, «Amia».

La sintética volumetría de los elementos de la figura es reforzada plásticamente en el rostro y en el cuello, donde los toques tostados sobre las carnaciones, de un cálido color terracota, resaltan la materia compacta de la pintura.

historia del arte

Hanka Zborowska
Óleo sobre lienzo, 55 x 38 cm.
Rima, Galleria Nazionale d’Arte Moderna e Contemporánea.

Volver a Vida y obra de Amedeo Modigliani